Guía rápida para una junta de evaluación exitosa

Llegó el momento, esperado por muchos y temido por otros: Las juntas de evaluación. ¿Cómo ejecutar una junta de evaluación exitosamente?

Como profesionales de la educación, sabemos lo importante que es la evaluación del aprendizaje. Ésta refleja no solo el crecimiento que han tenido nuestros alumnos durante un determinado periodo de tiempo; si no también son una brújula que ayudará a marcar el camino por el que queremos guiar a cada uno.

Por esta razón, las juntas de evaluación representan una enorme oportunidad para ir más allá del número o de la nota dura y para entablar una discusión que enriquezca el desarrollo de los alumnos. Ahora bien, el reto está en lograr que ese valioso tiempo se utilice de una manera eficiente y enriquecedora; logrando así que verdaderamente se converse sobre la educación en ellas. 

Hemos elaborado una guía rápida sobre algunas acciones que debes emprender hacer antes, durante y al finalizar la junta para sacarles el mayor provecho posible.

ANTES

Primero que nada, es importante asegurarse de que todos los maestros hayan ingresado las notas y comentarios para cada alumno. Esto evitará entorpecer la reunión si faltara algún rubro por evaluar; incentivarlos a utilizar la zona de comentarios, ya que enriquecerán la conversación. Aunado a esto, los miembros de la junta deberán leer y revisar las especificaciones para cada alumno; de manera que lleguen al evento preparados para conversar y no se pierda tiempo. Afortunadamente, existen programas y plataformas, como Classlife, que permiten realizar estas tareas rápidamente y compartir los datos con todos los participantes de manera inmediata ¡Apoyate de ellos!  Facilitarán el trabajo y abrirán espacio a conversaciones más longevas y ricas. 

DURANTE

Una de las claves para lograr una junta de evaluación exitosa es que fluya sin contratiempos, comenzando por considerar el tiempo. El tiempo es un recurso muy importante, especialmente cuando los grupos a evaluar son grandes, así que procura comenzar puntualmente para aprovechar cada minuto.

De la misma manera,  contar con una visión general del grupo y comenzar por discutir las observaciones generales ayudará a que cada miembro de la junta entre en contexto rápidamente y que puedan pasar a discutir cada caso en particular. Las conversaciones que se generen dentro de la junta de evaluación aportan gran valor y pueden llegar  a ser determinantes para el futuro de los alumnos; tomar notas al momento ayudará a no perder datos importantes. La sección de “Actas de juntas de evaluación” dentro de Classlife permite realizar esta tarea, así como modificar las notas de cada uno de los alumnos al momento, facilitando este trabajo y agilizando la sesión. Si quieres aprender cómo hacerlo, puedes consultar nuestro video tutorial: «Actas de la Junta de Evaluación»

AL FINALIZAR

Finalmente, una vez que los miembros de la junta estén de acuerdo con lo conversado en la sesión, deberán firmar el acta de evaluación. Generalmente este es un proceso tedioso porque habrá que realizar los cambios acordados y, después, conseguir las firmas de la junta; así que mientras más se logre sin abandonar el aula, mejor.  Uno de los beneficios del módulo académico de Classlife es que se puede editar al momento, finalizar el acta y, además, firmar en sitio de manera digital darán mayor agilidad a este proceso y permitirán que se ponga atención a nuevos temas importantes. Además de otorgar mayor seguridad ya que los documentos firmados de manera digital no pueden ser modificados ni alterados.

CONCLUSIÓN

Por tanto, las juntas de evaluación son una oportunidad para generar conversación constructiva entorno al aprendizaje. Cuidar del tiempo y optimizar los procesos involucrados en dicha sesión serán determinantes para que cada uno de los miembros de la junta aporte lo pertinente, pueda enfocarse en la educación, y se logre una junta de evaluación exitosa.